Menu
Libia: La Unidad con fuerza en los rebotes

Libia: La Unidad con fuerza en los …

El Gobierno de Unidad des...

Yibuti: Guelleh re-elegido para un cuarto mandato

Yibuti: Guelleh re-elegido para un …

Lleva 17 años en el poder...

Corea del Norte: Aumenta la tensión y China dispuso bloqueo comercial

Corea del Norte: Aumenta la tensión…

Luego del cuarto ensayo n...

Perú: Sin “milagro” sobreviene la “grieta”

Perú: Sin “milagro” sobreviene la “…

A 24 años del autogolpe, ...

Uganda: Eterno rey de Escocia

Uganda: Eterno rey de Escocia

Yoweri Museveni, fue reel...

Sudáfrica: Zuma suma escándalos.

Sudáfrica: Zuma suma escándalos.

El presidente de la econo...

Seychelles: James Michel resultó electo para un tercer mandato

Seychelles: James Michel resultó el…

Por algo menos de 200 vot...

San Vicente: Ralph Gonsalves reelecto por cuarta vez consecutiva

San Vicente: Ralph Gonsalves reelec…

Por cuarta vez consecutiv...

Gran Bretaña: Fabián Picardo reelecto en el gobierno de Gibraltar

Gran Bretaña: Fabián Picardo reelec…

Fabián Picardo, el actual...

Prev Next

Malasia: intolerancia política frente a una oposición que crece Destacado

Diputada Nurul Izzah Diputada Nurul Izzah

Noticia casi únicamente por sus aviones comerciales derribados o extraviados, Malasia exhibe una intolerancia frente a todo aquel que ose una contestación política.


En particular para el jefe de la oposición, Anwar Ibrahim, condenado recientemente a cinco años de prisión por... sodomía.
Ibrahim, 67 años, fue vice primer ministro de Malasia entre 1993 y 1998. Por aquel entonces, se lo consideraba como el delfín del primer ministro Mahathir bin Mohamad, 89 años, quién desempeñó el cargo desde 1981 hasta el 2003, cuando se retiró.
Pero, las relaciones se deterioraron, Ibrahim pasó a la oposición y, desde allí, constituye la única amenaza cierta para un gobierno que, aún con sucesivos primeros ministros, lleva 60 años de continuidad a través del dominio de la Coalición Barisan Nasional.
El proceso estuvo plagado de irregularidades y las pruebas presentadas fueron juzgadas, fuera del tribunal, como absolutamente insuficientes. No obstante, la condena sobre vino y fue acompañada por una prohibición adicional de otros cinco años para desempeñar cargos públicos.
Ergo, para cuando Ibrahim esté en condiciones de discutir la jefatura de gobierno contará con 77 años de edad...
Pero, además, se trata del segundo proceso por el mismo delito. El mismo tribunal que lo consideró inocente en 2012, lo condena tres años después.
La explicación debe buscarse, probablemente, en las cercanías de un triunfo electoral de la oposición bajo el liderazgo de Ibrahim. Ya en el 2008, el oficialismo perdió su cómoda mayoría de dos tercios y, en las elecciones del 2013, la tendencia quedó confirmada.
Ibrahim es una voz moderada en un país profundamente musulmán. Conforma un puente entre el Islam y el Occidente, al decir de su hija Nurul Izzah que acaba de ser arrestada por sedición.
Nurul Izzah, 34 años, para muchos la heredera política de su padre, leyó un discurso ante el Parlamento -es diputada- con párrafos escritos por Ibrahim donde acusa al poder judicial de Malasia de falta de independencia.
Un diputado oficialista presentó entonces una denuncia por sedición contra Nurul Izzah, lo que motivó su arresto.
El actual primer ministro de Malasia, Najib Razak, 61 años, prometió en el 2012 la derogación de las leyes de sedición que se remontan a la época colonial británica. No solo no lo hizo, sino que hizo lo contrario: las reforzó.
La sodomía es juzgada en Malasia, independientemente del consentimiento prestado por los involucrados. Se trata pues de una represión sexual, algo que motivó la protesta de diversas organizaciones de derechos humanos.
También la embajada de los Estados Unidos dio a conocer una declaración del gobierno del presidente Barack Obama por el que expresa la "profunda decepción y preocupación" por la condena y señala que el juicio plantea "graves interrogantes por la vigencia del Estado de Derecho y la independencia judicial".
En abril de 2014, el presidente Obama visitó Malasia y acordó, según Razak, elevar el nivel de relación entre ambos países al de una "asociación completa", en particular en temas tales como seguridad, economía, educación, ciencia y tecnología.
Para el gobierno de Estados Unidos, Malasia es una pieza importante en su estrategia de rodear a China. China es el principal proveedor comercial de Malasia pero el "expansionismo militar" chino con ejercicios navales en aguas en disputa, hacen que Malasia busque un contrapeso en los Estados Unidos.
Najib Razak oscila entre una imagen de líder islámico moderado y tolerante, con denuncias, cada vez más asiduas, que indican lo contrario, inclusive en materia confesional. El proceso y el encarcelamiento de Ibrahim terminaron con dicha imagen.
Por encima de la política interna y de la geopolítica, el rubro aeronáutico acaparó la atención mundial sobre el país.
Acaba de cumplirse un año de la desaparición del vuelo MH370 de Malaysia Airlines, con 239 pasajeros y tripulantes a bordo, y nada se sabe de cómo, ni donde ocurrió.
El ministro de Transportes de Malasia, Liow Tong Lai, declaró recientemente que los restos del avión se encuentran en el Índico Sur, la zona donde aviones y barcos de Australia los rastrean.
Se trata de una superficie marítima de 60 mil kilómetros cuadrados cuya área se encuentra inspeccionada en un 60 por ciento. De momento, se llevan gastados casi 100 millones de dólares en las tareas de búsqueda. Una cifra que fue financiada conjuntamente por Australia y Malasia.
Liow aseguró que la búsqueda continuará hasta mayo del 2015 y que, para si ese momento, el avión no fue hallado, serán vueltos a examinar otros posibles lugares de la caída.
El vuelo MH370 cubría el trayecto entre Kuala Lumpur, la capital de Malasia, y la capital china, Pekín. De allí que la búsqueda en el Índico sur se basa en un posible cambio de curso de casi 180 grados, cuya razón de ser es desconocida.
Según los expertos, alguien apagó los sistemas de comunicación intencionadamente, cambió el rumbo del avión y lo llevó hasta el Índico Sur. Al acabarse el combustible, el avión se precipitó al mar.
El año 2014 fue y será el año más nefasto para la aviación comercial de Malasia. Junto con el misterio del MH370, hay que reportar el caso del MH 17, presuntamente abatido en el espacio aéreo ucraniano por un misil disparado por los separatistas pro Rusia. En este caso, los muertos resultaron 298 personas, en su mayoría holandeses.
Ambos aviones pertenecían a la compañía Malaysia Airlines, aerolínea de bandera, cuyo principal accionista era el Estado. En agosto pasado, el gobierno de Malasia retiró las acciones de la Bolsa de Kuala Lumpur y anunció la compra de la totalidad de los papeles a los accionistas privados para evitar el derrumbe de su valor.
A su vez, otra compañía malaya, Air Asia, de bajo coste, sufrió la pérdida de una aeronave que realizaba el vuelo QZ 8501. Se dirigía desde la ciudad de Surabaya, en Indonesia, a Singapur, con 162 personas a bordo.
Air Asia, con sede en Kuala Lumpur, está considerada como la mejor compañía de bajo coste del sureste asiático y sirve a más de 100 destinos en 22 países de la región. Nunca había sufrido un accidente desde que comenzó a operar en 1996. El promedio de edad de sus aviones es de solo 3 años y medio.
Los sucesos de Malysia Airlines y de Air Asia no hicieron mella para que una nueva aerolínea comercial malaya ingresara al mercado. Su nombre: Flymojo que contará con 20 aviones CS 100 del fabricante canadiense Bombardier. Operará desde octubre del 2015.
El anuncio de la nueva aerolínea fue hecho durante el Salón Internacional Aéreo y Marítimo de la isla malaya de Langkawi solo dos días después de una exhibición, allí mismo, en la que chocaron, entre sí, dos aviones indonesios.

Información adicional

Inicia sesión para enviar comentarios
volver arriba
Info for bonus Review William Hill here.