Menu
Libia: La Unidad con fuerza en los rebotes

Libia: La Unidad con fuerza en los …

El Gobierno de Unidad des...

Yibuti: Guelleh re-elegido para un cuarto mandato

Yibuti: Guelleh re-elegido para un …

Lleva 17 años en el poder...

Corea del Norte: Aumenta la tensión y China dispuso bloqueo comercial

Corea del Norte: Aumenta la tensión…

Luego del cuarto ensayo n...

Perú: Sin “milagro” sobreviene la “grieta”

Perú: Sin “milagro” sobreviene la “…

A 24 años del autogolpe, ...

Uganda: Eterno rey de Escocia

Uganda: Eterno rey de Escocia

Yoweri Museveni, fue reel...

Sudáfrica: Zuma suma escándalos.

Sudáfrica: Zuma suma escándalos.

El presidente de la econo...

México: Giro en la investigación por los desaparecidos de Iguala

México: Giro en la investigación po…

La Procuraduría Gene...

Seychelles: James Michel resultó electo para un tercer mandato

Seychelles: James Michel resultó el…

Por algo menos de 200 vot...

San Vicente: Ralph Gonsalves reelecto por cuarta vez consecutiva

San Vicente: Ralph Gonsalves reelec…

Por cuarta vez consecutiv...

Gran Bretaña: Fabián Picardo reelecto en el gobierno de Gibraltar

Gran Bretaña: Fabián Picardo reelec…

Fabián Picardo, el actual...

Prev Next

Corea Norte: provocaciones, fanfarronadas y marcha atrás Destacado

Surcoreanos y norcoreanos reunidos en Panmunjon. Surcoreanos y norcoreanos reunidos en Panmunjon.

Otra vez tensión en la línea desmilitarizada que separa desde hace más de sesenta años a las dos Coreas, Norte y Sur. Y otra vez marcha atrás del Norte luego de hablar de inmediatez de la guerra.


Una marcha atrás que incluyó la expresión de "lamento" por la explosión de una mina antipersonal que mutiló a dos soldados surcoreanos.
Fue el 4 de agosto de 2015 cuando una patrulla militar padeció la explosión de tres minas antipersonales colocadas del lado surcoreano de la línea de demarcación. Como consecuencia, uno soldado perdió ambas piernas y otro, una.
La provocación llevó a una respuesta surcoreana que consistió en reiniciar la emisión de propaganda anti norcoreana, por medio de una red de altoparlantes ubicados en red junto a la línea divisoria.
Un intento de silenciar uno de ellos por intermedio de un misil norcoreano provocó la reacción inmediata del Ejército del Sur que replicó con tiros de mortero.
Como siempre, sobrevino luego la fanfarronada del gobierno norcoreano presidido por el joven dictador Kim Jong-un. Ordenó a las unidades norcoreanas acantonadas cerca de la línea divisoria de "estar plenamente listas para el combate y para lanzar operaciones sorpresivas".
De su lado, la presidente de Corea del Sur, Park Geun-hye ordenó "responder con la máxima severidad a las provocaciones norcoreanas",
Pero el dictador Kim no iba a guerrear. Siempre, hasta ahora, se va en amagues. Para salvar la cara, ante su necesidad de dar marcha atrás, Corea de Norte exigió que el Sur silencie los altoparlantes puestos nuevamente en funcionamiento, después de diez años de silencio.
Finalmente, como siempre ocurre, representantes de ambas Coreas se reunieron en Panmunjon, en la casa por donde transcurre la frontera y donde los delegados de uno y otro bando se sientan en sus respetivos territorios a uno y otro lado de una mesa rectangular, ubicada sobre la línea divisoria.
Finalmente, ofrecimiento de excusas norcoreano contra cese de la propaganda surcoreana y todo arreglado hasta la próxima provocación.
El 15 de agosto se cumplió, en ambas Coreas, el 70 aniversario de la liberación frente al invasor japonés. Como medida de propaganda, Corea del Norte resolvió modificar su hora oficial. Es, por tanto, de + 08,30 con relación al meridiano de Greenwich, en lugar de + 09 como se usaba hasta ahora.
En 1912, el gobierno japonés obligó a la Corea ocupada a modificar su horario para equipararlo al de Japón (+ 09). En el sur, el horario coreano fue retomado en 1954 pero luego dejado de lado en 1961.
La decisión del Norte no solo tiene efecto propagandístico con 70 años de retraso, sino que provocará dificultades en la zona –Kaesong- norcoreana donde operan empresas surcoreanas y, en el futuro, ante una eventual reunificación del país.
Mientras tanto se conocieron cifras sobre la "exportación" de trabajadores norcoreanos a otros países. Pese a que es el país más cerrado del mundo, más de 60.000 norcoreanos trabajan legalmente fuera de Corea del Norte en China, Rusia, Mongolia, Camboya o el Medio Oriente. Suministran unos 230 millones de dólares anuales a una economía paralizada.
Marasmo económico que no impide un desarrollo militar de armas atómicas y de balística. Precisamente, el último anuncio al respecto es el desarrollo con éxito de la miniaturización de armas nucleares.
Tal vez sea cierto o tal vez, no. En Corea del Norte es muy difícil distinguir lo verdadero de lo falso.

Información adicional

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

volver arriba
Info for bonus Review William Hill here.